Nuestra recetas en tu idioma

Cómo hacer tarta de manzana receta fácil

No hace falta que vayas a la pastelería para conseguir una tarta de manzana muy buena y con una apariencia profesional, con esta receta fácil, aunque un poco laboriosa, podrás preparar una tarta insuperable, desde la masa quebrada hasta un relleno como el de las mejores pastelerías.

Para la elaboración de este pastel lo primero es preparar la masa, se trata de una masa quebrada o brisa, como quieras llamarla, una masa muy tradicional para este tipo de tartas, ya que es crujiente y aguanta muy bien los rellenos líquidos. Lo ideal es que prepares tu la masa, que como verás es muy fácil, pero si quieres también puedes utilizarla congelada, ya sabes de esas que venden en cualquier supermercado, así solo tendrás que descongelarla y hornearla, los minutos que te indiquen las instrucciones, luego pones el relleno y ya tienes el pastel listo.

Para el relleno yo he optado por utilizar un flan muy simple, este relleno le aporta un sabor y textura insuperable, seguro que cuando la pruebes se convierte en una de tus tartas favoritas.
Respecto a las manzanas puedes utilizar la variedad que prefieras o tengas por casa, pero si tienes que comprarlas mejor las variedades verdes tipo Golden, ya que suelen ser mas duras y con un sabor mas intenso.

Receta de tarta de manzana

Si necesitas ayuda o alguna aclaración de la receta, tanto de la elaboración como de los ingredientes, no dudes en dejarme un comentario, y estoy segura de que si pruebas esta tarta de manzana no puedes comer solo un trozo.

Tiempo:

90 minutos + reposo

Valor Calórico:

alto

Dificultad:

baja

Cantidad:

8 personas

Ingredientes

Para la masa
  • 220 g de harina de trigo
  • 110 g de mantequilla
  • 1 Huevo
  • 30 ml de agua
  • 2 g de sal
  • 5 g de azúcar
Para el relleno
  • 350 ml de leche entera
  • 3 huevos
  • 150 g de azúcar
  • 3 Manzanas
Tarta de manzana

Preparación

  • Precalienta el horno a 180º centígrados.
  • Quita el corazón a las manzanas y las pelas.

Elaboración

Primero prepara la masa.

Echa la harina en un bol y añade también la mantequilla.
Mézclalo un poco con las manos.

Ahora añade el resto de ingredientes.

Casca el huevo y lo echas en el bol, vierte el agua y añade el azúcar y la sal.

Lo sigues mezclando con las manos hasta que consigas una masa compacta y homogénea.

Haz un bola con la masa y la dejas dentro del bol.

Tapa el bol con papel transparente.

Deja que la masa repose unos 90 minutos en el frigorífico.

Mientras la masa reposa unta el molde con mantequilla y lo espolvoreas con un poco de harina.

Pasado los 90 minutos saca la masa del frigorífico, tiene que estar dura para poder trabajarla.

Saca la masa del bol y la echas sobre el banco.

Extiéndela con un rodillo hasta formar un circulo del tamaño del diámetro del molde aproximadamente.

Despega con cuidado la masa del banco y la pones en el molde.

Con las manos la vas apretando para darle la forma del molde.

Tiene que cubrir todo el molde, las paredes incluidas.

Procura que quede de un grosor uniforme.

Cuando la tengas moldeada la pinchas una cuantas veces con un palillo, para que no salgan burbujas.

Coloca un trozo de papel de plata sobre la base.

Echa peso encima del papel de plata, para que no suba la masa cuando la hornees.

Puedes utilizar algún tipo de legumbre, como garbanzos o alubias.

Introduce la masa en el horno precalentado a 180º centígrados.

Hornéala durante 12 minutos.

Mientras se hornea prepara las manzanas y el flan para el relleno.

Parte las manzanas, ya peladas y descorazonadas, por la mitad.

Las cortas en láminas de medio centímetro de grosor.

Ya tienes las manazas preparadas.

Ahora casca los huevos en un bol.

Añade también el azúcar y vierte la leche.

Bátelo unos minutos hasta que esté bien mezclado.

Ya tienes el relleno preparado.

Pasados los 12 minutos saca la masa del horno.

Retira las legumbres y el papel de plata.

Coloca las láminas de manzana sobre la base, pero bien repartidas.

Puedes ponerlas como prefieras, aunque lo ideal es ir haciendo círculos concéntricos sobre la base.

Procura que la manzana no sobrepase las paredes de la masa, deja medio centímetro de margen aproximadamente.

Vierte el flan sobre las láminas de manzana, hasta que queden bien cubiertas.

Vuelve a introducir la tarta en el horno a 180º centígrados.

Hornéala durante 60 minutos aproximadamente.

Cuando la masa esté bien dorada y el flan cuajado ya la puedes sacar del horno.

Saca la tarta del horno y la dejas enfriar bien.

Si quieres puedes pintar la tata con miel o mermelada, para que te quede brillante.

Calienta la miel o mermelada en el microondas un par de minutos y con la pintas con un pincel.

Cuando este fría ya puedes desmoldarla.

Ya tienes la tarta lista para comer.

Ya verás que buena te ha quedado.

Consejo

  • Puedes utilizar cualquier variedad de manzana.
  • Si quieres puedes utilizar la masa quebrada congelada, así en un momento tendrás la tarta lista.
  • El tiempo de horneado puede variar según el tipo de horno.

Francesca Bautista

3 comentarios :

  1. LAS TARTAS DE MANZANAS MIS PREFERIDAS.MUY BUENA PROPUESTA

    ResponderEliminar
  2. Las tartas que más me gustan son las de manzana, qué ricas!! ësta se ve deliciosa, un beso!

    ResponderEliminar

Anímate y deja tu comentario. Si tienes alguna duda o problema con alguna receta o ingrediente, no dudes en dejarme un comentario, estaré encantada de ayudarte

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Recetas tradicionales de cocina

Últimos comentarios